Preocupa amenaza de Trump

2020-06-02 11:20:48   2213 Visitas


Washington.- Funcionarios de defensa dijeron a CNN que había una profunda y creciente incomodidad en el Pentágono incluso antes de que el presidente Donald Trump anunciara que está listo para desplegar a los militares y hacer cumplir el orden dentro de los Estados Unidos.



Mientras el gas lacrimógeno flotaba en el aire en el Parque Lafayette, frente a la Casa Blanca, Trump anunció desde el Jardín de las Rosas que, si los líderes estatales o municipales se niegan "a tomar las medidas necesarias para defender la vida y la propiedad de sus residentes", lo obligarán a invocar la Ley de la Insurrección, una ley de 1807 que permite a un presidente desplegar al ejército de los Estados Unidos para suprimir el desorden civil.

Pero algunos funcionarios del Pentágono son muy cautelosos. Han intentado responder argumentando que la situación aún no requiere el despliegue de tropas en servicio activo a menos que los gobernadores estatales hagan un argumento claro de que esas fuerzas son necesarias.

"Existe un intenso deseo de que la policía local esté a cargo", dijo un funcionario de defensa, aludiendo a las leyes que prohíben que los militares desempeñen funciones policiales dentro de los Estados Unidos.

"Creo que en Estados Unidos no deberíamos acostumbrarnos o aceptar a miembros del servicio uniformados en una posición en la que tengan que proteger a las personas dentro de los Estados Unidos de América", dijo el mayor general del ejército Thomas Carden, el general adjunto de la Guardia Nacional de Georgia. Agregó que "aunque estemos contentos de hacerlo y honrados, es una señal de estos tiempos de que necesitamos mejorar como país".

Edición: Susana Ruiz

Grupo Radiza Chihuahua