Sección Columnas

La Caldera

Miercoles, 11 de Abril de 2018 07:11
Visitas: 1533Comparte en:

*LOS MISMO DE SIEMPRE EN EL PODER JUDICIAL

PUES dicho por los por los que saben, en la confrontación entre el gobernador Javier Corral y la Suprema Corte de Justicia de la Nación, los únicos perdedores fueron los partidos PRI y PAN.

Por lo tanto Corral insiste en confrontar a la Federación, por lo menos en el discurso, para demarcarse de lo que ahora llaman PAN - PRI,para calificarlos de la misma manera en el tema de corrupción.

La afirmación viene bajo el análisis que de facto, los ministros de la Suprema, vieron en intromisión de los poderes en el Poder Judicial, por parte de ex gobernador Duarte que en varias de sus designaciones de presidente del Tribunal Superior del Estado en donde violentó la Ley Orgánica (en su momento), tal y como lo hizo el actual gobernador a través de un parché legislativo, en la actualidad.

Visto de esta manera Corral fue fuertemente exhibido ante la destitución del magistrado presidente Gabriel Sepúlveda y designación desde el Congreso, de Julio César Jiménez Castro.




*LUCHA SIGUE EN LA LUCHA

AHORA en el tema de la integración de Consejo de la Judicatura, sólo faltó un voto en la Suprema Corte para que se disolviera la actual corralista, y por lo tanto restaurar la duartista, aunque los ministros le quitaron las atribuciones administrativas y los recursos que como última instancia tendrá que conocer y dictaminar.

Atribuciones excesivas que ya no tendrán y que le corresponderán al pleno del Tribunal Superior, como está establecido y no con las modificaciones que hizo el Congreso local con mayoría panista, que por cierto, llevaron a Lucha Castro a ser súper Lucha; ahora que no se va, está súper recargada, pero sin atribuciones.

Lo lamentable de las intromisiones y violaciones a la Constitución han creado la percepción en la sociedad, de que el PRI y el PAN, son lo mismo, lo que es reprobable y tendrá consecuencias electorales.




*HUMO BLANCO EN EL TSJ

EN LO MISMO, ayer el pleno del Tribunal Superior de Justicia eligió de manera unánime al magistrado Pablo Héctor González Villalobos a propuesta del magistrado Roberto Siqueiros Granadas.

La elección de González Villalobos, fue el acuerdo previo de los magistrados de los grupos duartistas y corralistas, en donde el Presidente electo está en medio y logró por lo tanto la sinergia en su favor.

Como dirían los abogados, es el menos contaminado por los grupos, ha tenido un muy buen desempeño como magistrado desde la Séptima Sala Penal, donde se caracteriza, por trabajar con una política de puertas abiertas y sin complicaciones.

También es cierto, que su sangre está tintada de azul, pues llegó a la magistratura cuando Francisco Barrio Terrazas, gobernaba Chihuahua, por lo que su arribo, es una fina y quirúrgica actuación del secretario de gobierno, César Jáuregui Robles.

Suponemos por lo tanto, por el bien de la justicia en la entidad, vendrá un compás de espera, de confianza, para conocer a fondo, lo que trae bajo el brazo el nuevo presidente del Tribunal Superior de Justicia, sobre todo, sin que Lucha le esté susurrando en el oído y ordenado lo que debe hacer y no hacer.

Esperamos que así sea.




Tu opinión nos interesa, si tienes un comentario o algo que divulgar estamos para escucharte en [email protected]





Más Columnas