Sección Tips

5 preguntas para evitar fracasos

Sabado, 11 de Noviembre de 2017 08:14
Visitas: 426Comparte en:

Solo hay una regla, contesta honestamente.

1. ¿Tenemos algo en común?

Al inicio de una relación, cuando la atracción física es muy marcada, nos hacemos a la idea de que tenemos muchas cosas en común. Nos cegamos creyendo que la afinidad existe o que podemos adaptarnos a sus gustos.

Por supuesto que hay diferencias simples que pueden ser intrascendentes, como el tipo de música, la comida o películas que le gustan. Pero hay otras que complican la relación.

Si las diferencias son más que las afinidades en lo que se refiere a gustos, valores, creencias, religión, afectos, tipo de amigos o la importancia que se le dé a la fidelidad, tarde que temprano tronará la relación. Es necesario analizar muy bien esos aspectos y evaluar qué tanto nos importan.

2. ¿Me siento cómodo expresando mis sentimientos y emociones?

No tengo que estar aparentando lo que no siento, lo que no soy. No necesito excusas para evitar temas de conversaciones que tengan que ver con mi sentir, sin caer en el exceso.

Hay muchos hombres y mujeres que no se les da eso de expresar o interpretar las emociones de los demás. Sin justificarnos, pero digamos que somos más prácticos (por no decir “más parcos”).

3. ¿Qué aspiraciones observas en esa persona?

¿Qué planes de crecimiento tiene? ¿Qué sueños desea cumplir en su vida? ¿Formas parte de esos sueños?

Una radioescucha me envió un mensaje quejándose amargamente de su novio. Desde hace años él le había confiado su deseo de irse a estudiar una maestría en el extranjero. Ella nunca creyó que lo fuera a llevar a cabo y hasta ahora, a unos días de su viaje, “le caía el veinte” de lo que significaba el tiempo y la distancia que los separaría. Duda ella en esperarlo por temor a perder su tiempo.

También está el caso de las mujeres que ahora buscan más su superación profesional, y desean trascender en el mundo empresarial, anteponiendo inclusive su función de ser madre. Claro que es muy respetable esta decisión, pero es bueno que se hable durante el noviazgo con el fin de que exista un acuerdo previo y evitar sorpresas.

4. ¿Cómo trata al resto de la gente?

Esta es una pregunta crucial que recomiendo a todos los que desean compartir su vida con alguien. Es tanto lo que puedes conocer a esa persona observando su comportamiento, que te ayudará a visualizar en gran medida cómo te tratará a ti.

Verifica cómo trata a la gente que le sirve. Cómo trata a sus padres y hermanos. Identifica qué valor le da a los seres humanos con los que convive diariamente.

Sé que es algo duro tomar en cuenta esa forma de ser, e inclusive no faltará quien se sienta agredido por este cuestionamiento, pero es real. Si su comportamiento es negativo, no esperes que contigo será diferente.

5. ¿Hay algo que deseas cambiar de esa persona?

Claro que todos tenemos la capacidad de cambiar, pero tú sabes que hay comportamientos que se traen desde mucho tiempo atrás. Tú tendrás que identificar qué se puede modificar y qué no.

No falta quien sienta las ganas de redimir a alguien que ha caído una y otra vez en el pozo de la depresión o de los vicios; que por sus acciones o sus hábitos sufre mil penurias y sigue sin poder salir adelante. Se enamora de él o ella creyendo firmemente que es parte de la misión de su vida el ayudar a quien se ama.

Qué bueno que se tenga ese gran corazón, pero también es importante identificar si a quien se le da tanto afecto, tiene deseos de cambiar y de superarse.

No falta quien por su afán de ayudar a quien dice amar con todo el corazón, termina hundiéndose también. En casos así, es mejor aplicar lo que dice el refrán: Mejor solo, que mal acompañado.

Estés soltero o casado, es conveniente analizar las respuestas a estas cinco preguntas, con el fin de identificar las áreas de oportunidad para iniciar y mantener una buena relación que pueda ser afianzada por un verdadero y recíproco amor.

Edición: Eduardo Luna

Grupo Radiza Chihuahua


Más de Tips