Sección: Tips

Lo bueno de un hermano

Domingo, 14 de Enero de 2018 08:29
Visitas: 739Comparte en:

Ser sobreprotector siempre ha tenido mala reputación. Automáticamente te ponen en la categoría de aguafiestas y exagerado. Además te suelen asociar con palabras como posesivo, territorial y controlador.

Si tienen el título de “hermano/a” sobreprotector, saben exactamente de lo que hablo. Tengo la suerte de tener hermanos con los que soy muy cercana. Al crecer, siempre estábamos juntos. Desde bromas sinvergüenzas para reírnos un rato, hasta maratones de películas.

El ser cercanos, nos dio una relación que muchos desearían tener con sus propios hermanos. También alimentó mi instinto de cuidar a mis hermanos. Y de protegerlos.

Ahora, si es el hermano “sobreprotegido” el que está leyendo esto, estoy segura de que hay algunas veces en las cuales ser sobreprotegido fue desagradable.

Probablemente tuvieron momentos en los que desearon que su hermano los dejara tranquilos. Nosotros, los hermanos sobreprotectores, somos conocidos por nuestras opiniones no deseadas. Está en nuestro ADN el compartirlas con ustedes. Es verdad, pensamos que sabemos lo mejor. Y a veces, sí que lo sabemos.



La cuestión es que, si no compartimos nuestra opinión y luego algo va mal, automáticamente nos asignamos una porción de la culpa.

¿Cómo puedes odiar a alguien con razones como éstas? Es cierto que tener un hermano sobreprotector puede ser muy irritante a veces, pero lo que estamos dispuestos a hacer por ustedes debería ser suficiente como para compensarlos.

Aquí las razones por las cuales tener un hermano sobreprotector es una bendición en su vida:

1. Siempre tendrás una opinión honesta

La honestidad es la mejor política de un hermano sobreprotector. Mamá y Papá pueden aguantarse los comentarios o dar vuelta sus respuestas en cierto modo, pero nosotros lo diremos directamente.

Lo conversaremos con ustedes, trataremos de verlo desde su perspectiva y luego usaremos nuestras propias experiencias para asegurarnos de que la opinión que vamos a entregar está bien pensada y fundamentada.

Tampoco deben preocuparse de que revelemos sus secretos. Un hermano sobreprotector siempre será fiel.

2. Si cualquiera les hace daño -o lo intenta- ¡ESTÁ PERDIDO!

Esto es probablemente lo más sobreprotector que se puede decir, pero es completamente cierto. Ya sea física o verbalmente, pelear con alguien que tiene un hermano sobreprotector no es lo más inteligente que se puede hacer.

Somos como los guardaespaldas personales de nuestros hermanos más chiquitos, que no le tienen miedo a nada cuando se trata de proteger a su familia.

Realmente no queremos ser desagradables, pero si no nos dan otra opción, eso es lo que ocurrirá. Simplemente aviso…

3. Las media-naranjas deben tener cuidado

Pido perdón a todas las parejas que se han cruzado con hermanos sobreprotectores, porque se terminó en el minuto que supimos que existían. Serán juzgados y revisados con microscopio. Cuando los conozcámos, los llevaremos a un lado para hacer un interrogatorio.

Algunos seremos simpáticos, y esperaremos a ver como ser portan. Otros inmediatamente actuarán lo más fríamente posible.

Actuamos de esta manera porque sabemos que tienen el poder de herir a nuestros hermanos. Tomará mucho tiempo antes de que puedan ser completamente aceptados por un hermano sobreprotector. Incluso más tiempo para que en realidad le caigan bien.

Sin embargo, si un hermano sobreprotector los aprueba desde el principio, considérense afortunados, porque han evitado un viaje difícil.

4. Si tienen problemas, los ayudaremos a salir de ellos

Los problemas y las situaciones complicadas se dan. Es un hecho de la vida. Sin embargo, con un hermano sobreprotector, siempre tendrán a alguien que los ayudará a pensar en distintas maneras para poder salir del problema. O al menos disminuir las consecuencias.

Ya sea tener que pedir dinero prestado o necesitar ayuda para explicarle a Mamá y a Papá donde estuvieron toda la noche. Estamos ahí para ustedes.

Siempre intentaremos ayudarlos. Incluso si tenemos que llevarnos una porción de las consecuencias.

5. Siempre estaremos en su equipo en las buenas, en las malas y en las peores

Si tienen un hermano sobreprotector, sabrán que no importa lo que pase en la vida —ya sea que ganen miles de premios, o que pierdan su trabajo y terminen durmiendo en nuestro sofá— siempre estaremos ahí para ustedes. Saben que tienen a alguien de su lado todo el tiempo. Alguien que está listo para enfrentarse al mundo por ustedes.

Un hermano sobreprotector hará su máximo esfuerzo para no decepcionarlos.

Muchas veces podemos ser difíciles de tratar, y te garantizo que a veces cruzaremos algunos límites, pero sepan que todo se hace con las mejores intenciones, y mucho amor.

Edición: Emmanuel M.

Grupo Radiza Chihuahua


Más de Tips